Incumple Granma su plan de producción de azúcar

Comparte

La provincia de Granma cerró las operaciones de la zafra azucarera 2014-2015 con el 91 por ciento de la producción de crudo que se propuso, incumplimiento que se repite por cuarto año consecutivo.

De las más de 133 mil toneladas de azúcar previstas para la actual campaña, el territorio solo pudo completar poco más de 121 mil, resultado que aunque deviene un crecimiento del 34 por ciento con respecto a la contienda anterior, lo ubica nuevamente en la retaguardia de la zafra, precisó a este sitio digital Alexis Rosales, director de operaciones de zafra en la Empresa Azucarera Granma.

Según explicó, el talón de Aquiles fue el alto por ciento de tiempo perdido en la industria, lo cual estuvo condicionado por indisciplinas tecnológicas, errores organizativos, e incapacidad en la toma de decisiones por parte de los administrativos.

De las cinco fábricas que intervinieron en la contienda, solo cumplieron sus respectivos planes Arquímides Colina y Enidio Díaz, esta última por más de una década a la vanguardia de la zafra en Cuba, informó.

En tanto arrastraron a la provincia a la senda del incumplimiento, señaló, el central Bartolomé Masó, reincidente en las deficiencias en las cosechas, el ingenio Roberto Ramírez, paralizado por más de 25 días a causa de un incendio de grandes proporciones, y su homólogo Grito de Yara, con 16 días de arrancada tardía.

Según trascendió en el balance de la recién concluida contienda, el territorio tampoco logró las metas previstas en cuanto a aprovechamiento de la capacidad de molida, rendimiento industrial, y generación eléctrica, sin embargo, no es hora de lamentaciones, sino de convertir cada obstáculo en experiencia que posibilite sacar mejor provecho a la zafra venidera.

En este sentido la miembro del Comité Central Sonia Virgen Pérez, primera secretaria del Partido Comunista de Cuba en Granma, insistió en la urgencia de acabar con el paternalismo que ha caracterizado en los últimos años a la Empresa Azucarera de la provincia.

La dirigente también instó a los cañeros a trabajar desde ahora con sentido de pertenencia en la siembra, así como en las reparaciones en las fábricas para poder ejecutar con calidad las pruebas preparatorias que aseguren la arrancada a tiempo y evite interrupciones en la contienda.

En la ocasión se debatió, además, sobre la necesidad de fortalecer la capacidad de dirección de las Unidades Empresariales de Base, y asegurar una mejor atención a las brigadas de macheteros.
Ojalá los tropiezos de esta campaña sirvan de experiencia para que la zafra en Granma vuelva a recuperar su dulce sabor.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

9 − nueve =