La juventud es energía

Comparte

Entrevista con el actor bayamés Amaury Millán Vidal

Foto: Tomada del Perfil en Facebook del actor..

De que la juventud es energía pero también pensamiento, obra y consagración lo demuestra con el quehacer artístico el actor bayamés Amaury Millán Vidal quien lleva un lustro trabajando en La Habana y se ha hecho popular por los personajes que ha encarnado.

Instaurado allí, llega a visitar a los amigos y colegas que hacen viaje de trabajo a la capital, y no perdemos tiempo en conversar sobre sus proyectos.

¿Cuáles son los proyectos en los que estás trabajando en la actualidad?

AM: Me encuentro en una puesta en escena de cinco fines de semana seguidos que esta próxima a concluir, la obra se llama El principio de Arquímedes, con Argos Teatro, que dirige Abel González Melo, reconocido dramaturgo cubano.

En estos momentos formo parte de una gran producción teatral Tengo una hija en Harvard, con texto de Arturo Soto dirigida por Osvaldo Doimeadiós que se pone del diez al 20 de octubre Día de la Cultura Cubana, en un almacén en la Avenida del Puerto, todos los días a las cinco de la tarde. En la obra actúan además Arturo Soto y Doimeadios.

El cine te atrapo recientemente con la película Inocencia, es lo primero en la gran pantalla, como te sientes con la reacción de las personas al filme y ¿Qué te dicen del personaje?

AM: Tengo muchas satisfacciones con Inocencia de Alejandro Gil, nunca había vivido una experiencia de tanto éxito. Para cualquier actor cubano joven de mi edad que le toque hacer ese papel es algo grande.

Es un filme que la gente la tiene en la casa, que la están viendo, que a pesar de ser de corte histórico la ven los niños, los viejos, todo el mundo.

En el cine me impacto ver a los jóvenes que supuestamente no se preocupan por nada, que uno piensa que no tienen nada en la cabeza y yo escuche los gritos de Viva Cuba Libre que dieron, los vi llorando estremecidos con el filme, y decían: “ eso fue así, eso no me lo dijeron en la escuela» lo que significa que les llegó, que les impacto, la obra los toca de cerca.

A mí me identifican por las calles como «matancero», «el de Matanzas» y me preguntan: » ¿Oye que te pasó? ¿Por qué no te quedaste por allá?, tenías que haberte quedado en Matanzas” y eso me pone muy feliz. He ido acostumbrándome a esas reacciones pues son nuevas para mí.

Ya tenías un antecedente en la televisión que te permitía ser reconocido por el gran público

AM: La gente también reaccionó mucho al personaje que hice en la novela anterior Latidos compartidos.

¿Sigues incursionado también en la televisión cubana?

AM: Me encuentro rodando la tercera temporada de la serie De amores y esperanzas (abogados) dirigida por Raquel González y esperando algún nuevo llamado. En la novela Entrega con Alberto Luberta tengo un personaje secundario muy interesante llamado Alain, es hermano de Manuel, el profesor de Historia que hace Ray Cruz y aparece más adelante.
Ese personaje le dará un giro a la historia de Manuel, le mueve el mundo al hermano, pero no te puedo decir nada más. (SE RIE)

¿Compartes alguna escena con Yudexi de la Torre, que hiciste al verla en el set?

AM: (SE EMOCIONA) No tengo escena con Yudexi, Alain tiene contacto con pocos personajes, pero ella y yo coincidimos varias veces en el set y me puse muy alegre de verla ahí.
Ya yo sabía por Osvaldo Doimeadios que la llamarían pues el había comentado su actuación en el filme Café Amargo y cuando Teatro Alas de Cuba puso la Rosa de María Fonseca hace algunos años.
Me puse muy contento y Doime la recordaba especialmente de Cintas de seda y él es el director de casting y el director de actores y yo contentísimo, como alumno que fui de Yudexi, extraordinaria profesora, de tenerla aquí.

¿Qué puedes recomendar a los actores según tu experiencia?

AM: A los jóvenes sobre todo que lean mucho, hace falta leer para cultivar la imaginación y la creatividad, que vean buen cine y aprendan a evaluar los personajes, la caracterización y para que disfruten el séptimo arte que tantas perspectivas espirituales da. Que se esfuercen y estudien, es lo que puedo recomendar, es lo que hago a diario, concentrarme en mi trabajo y estudiar mucho.

Graduado en Bayamo en 2009 de nivel medio en Teatro en la Escuela Profesional de Arte Manuel Muñoz Cedeño comenzó su vida laboral en el grupo Teatro Alas de Cuba donde entre otras protagonizó Neva y Cintas de Seda causando admiración y respeto entre el público y los actores. Varios años después fue solicitado para trabajar en una puesta con Mefhisto Teatro del desaparecido Tony Díaz, lo que le abrió las puertas de La Habana.

Amaury no pierde la sencillez del ser auténtico, ese que fuera del set no adopta poses ni personajes, es así, un joven con talento que irradia respeto y afecto, a él deseamos muchos más éxitos.

Diana Iglesias

Licenciada en Psicología, Universidad de Oriente 1998. Escritora de programas dramatizados históricos para la radio. Periodista en la redacción de la Oficina Cultural Ventana Sur. Colabora con las páginas web de La Demajagua, Crisol, AHS, CNC TV , ACN. Realizadora audiovisual, documentalista. Promotora cultural.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *