Héroes anónimos en esta lucha contra la Covid-19

Comparte
Foto: CNCTV

Los trabajadores de microbiología y Cubataxi también son héroes anónimos en la lucha contra la Covid 19.  En Granma dos trabajadoras del laboratorio provincial y un chofer de la mencionada agencia transportista son los encargados de trasladar diariamente las muestras recogidas hasta la ciudad de Santiago de Cuba donde son estudiadas.

Desde que comenzaron los primeros casos sospechosos de Covid-19 en Granma, Soe Muñoz Rodríguez, licenciada en bioanálisis químico y Lián Figueredo Carmona, licenciada en microbiología, fueron las escogidas para el traslado de muestras. Estas jóvenes, pero consagradas mujeres conocen el protocolo y saben que, cuando a las seis de la mañana comienza su misión, lo primero es cumplir con las medidas de bioseguridad.

Ellas son trabajadoras del laboratorio de microbiología y química de Bayamo, centro a donde llegan las muestras recogidas en los principales hospitales granmenses. Tras hacer el registro en la base de datos realizan un triple empaque para dar mayor seguridad y reducir los riesgos. Después sale la valija hacia la ciudad héroe.

En el trayecto hay un punto de necesaria parada, el centro de aislamiento en Villa Cautillo, donde se encuentran los casos sospechosos de Granma. Aquí también se hace recogida de muestras para llevarlas a Santiago y cerrar la misión de cada día.

“Yo estoy completamente orgullosa de esta tarea que he tenido que cumplir. Nunca en mis años de ejercicio profesional había tenido una misión tan importante, me siento satisfecha de que se me haya escogido y voy a trabajar con total amor hasta el final, porque también se trata de salvar vidas.” Así dijo Soe Muñoz.

Por su parte Lián Figueredo aseguró que aun cuando Granma ha vivido momentos trascendentes desde el punto de vista epidémico, ella jamás había tenido una misión como esta.

“Cuando en la provincia se dio un brote amplio de cólera yo estaba prestando servicio solidario en Venezuela y por tanto no pude apoyar en mis funciones de microbióloga. Esta entonces será mi primer aporte en una situación extrema en materia epidemiológica, y me siento orgullosa con eso.

“Es además muy complejo para mí porque tengo una niña de 12 años y una madre enferma por tanto cuando llego a casa tengo que hacer una profunda desinfección antes de entrar a la vivienda y demoro en abrazarlas, pero lo que hago me deja satisfecha”, dijo Lián.

No menos es el orgullo del chofer de Cubataxi que las conduce, Eriberto Pérez Fonseca. En el momento de hacer este reportaje supimos de su entrega incondicional.

Este 20 de abril Eriberto ha estado de cumpleaños pero sabe que ahora la mejor celebración es no es por su onomástico, sino por salvar la vida de los demás. La emoción propia del momento no le permitió decirnos palabras, pero el hecho de su entrega nos mostró la grandeza de su corazón.

Katiuska León Borrero

Periodista y conductora de programas informativos y variados en CNC TV. Licenciada en Comunicación Social por Universidad de Oriente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *