Se asumen en Granma estrategias para enfrentar limitaciones en el cultivo de arroz

Comparte
Foto: Katiuska León

El programa arrocero en nuestro país atraviesa una difícil situación debido a las limitaciones con el combustible y el déficit de productos químicos importados que son necesarios para el cultivo, entre ellos la urea, los fungicidas, plaguicidas e insecticidas. En la provincia de Granma, donde más se produce este renglón en la isla, se asumen alternativas para enfrentar la situación.

Más de veinte mil hectáreas de tierra se debían sembrar este año en las áreas de la empresa agroindustrial de granos José Manuel Capote Sosa de este oriental territorio, pero las limitaciones con los combustibles fósiles y productos químicos cambiaron lo planificado. Hoy la entidad solo alcanza el cincuenta por ciento de la siembra prevista.

En la campaña de frío sembraron poco más de cuatro mil hectáreas del cultivo y en la de primavera alrededor de 5000, según informó Idel Marrero, director general de la mencionada entidad agroindustrial.

Ante la situación los mil 400 productores que mantienen relaciones contractuales con la empresa buscan alternativas, entre ellas destaca la producción de arroz orgánico en el conocido lote cuatro, un área demostrativa y experimental, donde se implementan proyectos de colaboración Cuba Vietnam. El cultivo se desarrolla con la aplicación solo de medios biológicos que producen en la propia área, sustituyendo en gran medida a los químicos importados.

Adis Fuentes, productora extensionista que atiente el lote aseguró que pese a la que la experiencia es novedosa se ven los resultados. Las plantas tienen buen comportamiento vegetativo, con espigas que alcanzan hasta los 190 granos. Se trata de la variedad YaCuba 28 que fue sembrada con la técnica de trasplante hace tres meses y cuya cosecha será en julio próximo con rendimientos previstos de más de cuatro toneladas por hectáreas.

Esta mujer lleva más de veinte años dedicada al cultivo del arroz y refiere que esta es una de las mayores experiencias que ha tenido en la tarea, por cuanto ha debido que innovar para darle este producto básico a los cubanos.

Sabe que este año Cuba enfrenta dificultades para el cultivo y cosecha del cereal que más demandan sus habitantes, una situación que se ve agravada en el mundo, porque los países mayores productores del grano también se han visto afectados. Entonces buscar soluciones entre los que se dedican a la actividad es la máxima de estos tiempos.

Katiuska León Borrero

Periodista y conductora de programas informativos y variados en CNC TV. Licenciada en Comunicación Social por Universidad de Oriente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *