Primera página del proyecto de constitución del proyecto de Joaquín Infante. / Tomada de http://www.encaribe.org/

En estos días  en que los cubanos estamos inmersos en  la discusión del Proyecto de Constitución de la República, me di a la tarea  de  conocer los antecedentes de nuestra Carta Magna.

¡Tremenda sorpresa!,  un bayamés, el abogado Joaquín Infante Infante, fue el creador del primer Proyecto.

Nació en enero de 1775, hijos de  propietarios tabacaleros. A los 21 años se  graduó  de abogado  en Santo Domingo, profesión que en los primeros años ejerció  en  su  ciudad natal. También en  Santiago de Cuba y  en Puerto Príncipe. En 1807 se estableció en  La Habana, donde ejerció como  Agente Fiscal de Hacienda.

Involucrado  en los preparativos de una Revolución  separatista dirigida por  distinguidos criollos habaneros, logró evadir la justicia española y salir del país.  Se estableció  en Estados Unidos y luego en Caracas, Venezuela, donde en  1811  revalidó su titulo de abogado.

Participó en diferentes  grupos revolucionarios, hasta que fue nombrado  auditor de guerra en Puerto Cabello, al lado del  Coronel Simón Bolívar.

En 1812 publicó en  Venezuela,  el Proyecto de Constitución para  Cuba, el cual debió regir en la Isla  con el triunfo del movimiento revolucionario y que fracasó.

En este proyecto, el doctor  Infante propuso  cuatro poderes estatales, el ejecutivo colegiado, un poder legislativo unicameral, un poder judicial y un poder militar. Planteó  mantener  la esclavitud para la agricultura  mientras fuera precisa y estableció  una clasificación social basada en el orden progresivo de color. Como religión la  católica,  aunque  con  tolerancia para las demás.

En 1813, después de varios meses de prisión en Venezuela,  lo enviaron  a Cuba, donde  fue juzgado por la causa pendiente de la Conspiración de La Habana de 1810. De  nuevo evadió  la justicia y salió  del país.

No logrado  el intento que dio motivo al Primer Proyecto de Constitución de Cuba. Dijo. ¨A lo menos me lisonjeo de haber procurado la regeneración de mi Patria y espero todavía que pueda servirle, si la Providencia se digna facilitar una empresa la más conforme a sus altos designios¨.

Cuba fue el  país  donde el proceso independentista hispanoamericano tuvo su primera y anticipada expresión legislativa.

Este  Proyecto dió  inicio a la tradición constitucionalista cubana     en los finales de la primera década del siglo 19 y que en sus sucesivas etapas de desarrollo respondió  a propósitos y motivos, determinados por las condiciones económicas, políticas y sociales de la lucha de los diferentes sectores de la burguesía criolla por lograr la independencia  del dominio español

También  aportó los elementos cognoscitivos, ideológicos y técnico-jurídicos, en el proceso formativo de la nacionalidad cubana.

EL PROYECTO DE CONSTITUCIÓN



Comparte

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

1 × cuatro =