Orquesta Original de Manzanillo Foto/archivo
Orquesta Original de Manzanillo Foto/archivo

Querida por niños, jóvenes y adultos, como resultado de la gracia de su sonoridad y de sus contagiosos estribillos, la orquesta Original de Manzanillo cumple,  dentro de pocos días,  55 años de vida artística.

Esta  originalísima orquesta debutó como profesional el 21 de diciembre de 1963, en la Perla del Guacanayabo, y desde entonces defiende lo más autóctono de las raíces de la cultura local y nacional.

Al principio se pensó en nombrarle orquesta típica Pachy;  sin embargo, dada la sencillez de su colectivo, y en especial de su hombre proa, el maestro Wilfredo Naranjo, quien tiene entre muchos méritos, el premio a la humildad,  se decidió bautizarla como orquesta típica Original.

Así recuerda aquellos momentos fundacionales Pachy Naranjo, su director, cuyo aval comprende los premios Nacional de la Música 2011, y Maestro de Juventudes 2013.

La primera incursión de la agrupación fuera de su terruño fue en los carnavales de la ciudad de Las Tunas, en junio de 1964; allí una mujer preguntó «¿Original de dónde?, entonces casi a coro se le respondió: ¡De Manzanillo!, y así nació el nombre que la orquesta defiende hasta hoy”, expuso, en declaraciones anteriores a esta reportera, Pachy, quien es también pianista y arreglista del grupo.

Reconocida entre las más populares agrupaciones cubanas, cuenta con cerca de 600 temas musicales en su discografía que abarca géneros como danzón, son, bolero, rumba, cha cha chá, conga, guaguancó, cumbia y merengue.

Caracterizada por la entrega, amor y respeto por lo que hace, la agrupación ha dado vida a diversos temas que se han convertido en antológicos en la música popular bailable cubana, entre ellos Mi sombrero de Yarey; Traigo la última; Un poquito de muchachos; Soy cubano, soy de oriente; La Guagua; Vía libre que viene la Original; Guayabitas del Pinar; Qué será de los hombres sin mujeres; A la hora que me llamen voy; y El calentico.

Posee, entre otros reconocimientos, la bandera  Ernesto Che Guevara, otorgada por la Central de Trabajadores de Cuba, y el Premio del Barrio, de  los Comités de Defensa de la Revolución, así como también ha sido acreedora en reiteradas ocasiones de la condición de Vanguardia Nacional en la emulación sindical del país.

Al decir de Pachy: “Las claves del éxito que ha cosechado la orquesta radican, sobre todo, en la fidelidad creadora a las variantes orientales del son cubano, el amor a la calidad y el rigor en la selección del personal y el repertorio.

“Buscamos temas que conjuguen mensaje y buena música, recalcó. Esto nos ha permitido adquirir una sonoridad única, conquistar espacios en las principales fiestas populares y medios difusores del país, y ganar el título de Orquesta de la familia cubana, porque gustamos a personas de todas las edades.

“La amplia aceptación, añadió, responde a estribillos contagiosos, y propician que, al ritmo de la música, se muevan hasta quienes no saben bailar”.

Amante de las tradiciones musicales de Cuba, la Original celebra su nuevo cumpleaños con la satisfacción de saberse en la preferencia de bailadores de varios países y generaciones, sin emigrar de Manzanillo.

“Estos más de 50 años valen doble, porque hemos sabido defender la música y trascender desde la Cuba más profunda, desde una tierra ubicada a alrededor de 800 kilómetros de la capital cubana”, subrayó.

“A la Perla del Guacanayabo y su gente le debemos la originalidad que nos distingue; por eso enarbolamos la cultura de la Mayor de las Antillas en cualquier parte del mundo, pero siempre retornamos acá, muestra de la fidelidad a la patria y a nuestro terruño”, manifiestó Pachy.

Desde 2001 el grupo posee un estudio de grabaciones dotado de tecnología digital, y en el cual ha realizado ya varias producciones discográficas en su ciudad querida.

“El desafío principal, agregó Pachy, es seguir haciendo música con rigor artístico para continuar mereciendo el cariño del pueblo. Tenemos deseos de hacer cosas similares a los de los momentos fundacionales, y es que la Original llegó para quedarse”, aseguró.

Por estos días de festejo, La Original de Manzanillo vuelve a recordarnos que cada regla tiene su excepción,  porque ella ha sabido romper, por más de medio siglo, una sentencia proverbial que asegura que nadie es profeta en su tierra.

Como es tradicional, su cumpleaños lo festejará con el regalo al pueblo de la provincia de Granma de música de la buena, de la que sale del alma y trasciende en el tiempo, porque la originalísima tiene el sello de la autenticidad.

Músico de la orquesta Original de Manzanillo.
Foto de archivo de la Original de Manzanillo
Comparte

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

cuatro + trece =