Foto: Rafael Martínez Arias.

Vuelve circo y con él llegan la magia y la seducción de un arte tan antiguo como esperado por el público.

Esta vez nos visita un grupo integrado por artistas cubanos, de México y Venezuela quienes se suman a la gira estival con el objetivo de acercar su quehacer a los amantes de payasos, malabares, equilibrios, contorsionismo y acrobacia al tiempo que intercambian saberes y experiencias.

Los espectáculos se presentarán hasta el domingo próximo en funciones dobles. Una a las cuatro de la tarde y otra a las ocho de la noche en la sala polivalente 12 de Enero.

En tanto las entradas se comercializan en el mismo lugar a las 9 de la mañana y a las 4 pasado meridiano. El precio es de 5 pesos moneda nacional para los niños y 10 para los adultos.

Números de gimnástica en mástil, hula hula, ilusionismo, contorsiones en trío, entre otros no menos atractivos y sorprendentes pueden ser apreciados en las puestas caracterizadas muchas veces por la excelencia de su ejecución.

El circo nacional de Cuba surgió como institución el 6 de junio de 1968 y actualmente se compone de dos carpas: la Trompoloco, sede central y la Carpa Azul que cada año recorre todo el país.

Comparte

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

4 × 5 =