La laguna Aculeo, alguna vez un atractivo turístico, sin agua por la sequía. MOP

 

 

Los productores agrícolas del Valle del Aconcagua, en el centro de Chile, calculan hoy en cerca de mil millones de dólares las pérdidas causadas por la más violenta sequía que ha azotado al país.

La región de Valparaíso, donde se encuentra el Valle del Aconcagua, ha sido una de las más afectadas por la falta de lluvias, y al respecto, los agricultores señalaron a Radio Bío Bío que el impacto del estrés hídrico en la zona ha disminuido en 60 por ciento la productividad de los campos en los últimos tiempos.

Víctor Catán, presidente la Asociación de Agricultores de Los Andes, criticó que el Estado los tiene en un abandono total, y lamentó la pérdida de numerosos puestos de trabajo producto de la poca actividad agrícola, sobre todo entre los pequeños productores.

Desde septiembre de 2019 fueron declarados como zona de catástrofe por sequía todas las comunas (municipios) de la región de Valparaíso, medida que se prolongará al menos hasta septiembre de este año, según lo previsto por las autoridades.

Este miércoles último, el ministro de Agricultura, Antonio Walker, dijo que el país no cuenta con los recursos suficientes para enfrentar una sequía de tanta envergadura, considerada la más grande en la historia de Chile.    En declaraciones a Radio Cooperativa, explicó que ese ministerio está haciendo un esfuerzo muy grande para enfrentar esta problemática, pero no cuenta con suficiente presupuesto, aunque recordó que se han hecho grandes inversiones para la modernización de técnicas de riego y la búsqueda de nuevas fuentes de agua.

Comparte

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

veinte + 18 =