Foto: La Demajagua

Talento, ingenio y deseos de hacer en función del desarrollo socioeconómico cubano se funden, desde hace cuatro décadas, en el Instituto de Investigaciones Agropecuarias Jorge Dimitrov, único del país especializado al mismo tiempo en estudios agrícolas, pecuarios y medioambientales.

Fundada el 14 de diciembre de 1980, la institución granmense deviene espacio de referencia en la actividad científica e innovación tecnológica. Entre sus investigaciones de probada efectividad se encuentra la obtención de semillas categorizadas, lo cual ha garantizado pureza genética e incorporación de variedades altamente productivas.

Distinguido con tres premios de la Academia de Ciencias de Cuba, el centro también ha sido líder en investigaciones relacionadas con el ganado ovino-caprino, la producción de alimentos en los sistemas de montaña, el programa de desarrollo ganadero, y el uso de residuales de la agroindustria azucarera para la alimentación animal.

Con una gala político cultural se celebraron las cuatro décadas de fértil trayectoria de este instituto que, nacido bajo la tutela del líder histórico de la Revolución Cubana Fidel Castro, se muestra como un espacio fértil para el conocimiento y la actividad científica.

En la ceremonia, presidida por las máximas autoridades políticas y gubernamentales de la provincia,  se entregó la distinción aniversario 40 a personalidades de la ciencia que han contribuido al desarrollo agropecuario en la actividad científica y la formación de recursos humanos.

Asimismo fueron reconocidas entidades que han contribuido de manera significativa al desarrollo del instituto en estos 40 años.

De igual forma se entregó un reconocimiento especial a quienes con su quehacer han aportado a la ciencia e innovación tecnológica.

La ocasión también fue propicia para entregar a investigadores consagrados la medalla Juan Tomás Roig, que otorga la Central de Trabajadores de Cuba a aquellos con relevante trayectoria en la rama de la ciencia por 20 y 25 años.

En la celebración fueron reconocidos además aquellos que han asumido la dirección del instituto en estas cuatro décadas, así como los fundadores del centro.

Momento especial devino el reconocimiento que hicieron varias instituciones y organismos del territorio al Dimitrov, centro que celebra sus cuatro décadas entre logros y desafíos en función del desarrollo agropecuario del oriente cubano.

Comparte

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

3 × 3 =