Como medida preventiva ante el progresivo incremento de casos positivos al nuevo coronavirus SARS-CoV-2, causante de la enfermedad COVID-19, la oriental provincia de Granma decidió suspender las actividades docentes a partir de mañana y hasta el próximo día 22.

El cese del proceso lectivo, que también busca contribuir al necesario aislamiento social, incluye a todas instituciones del sector, en las cuales se aprovechará dicho periodo para el desarrollo de acciones de higienización, comunicó hoy en comparecencia televisiva Teresa Pérez Trinchet, directora de Educación en el territorio.

La interrupción contempla las escuelas de los sistemas del Deporte y la Cultura, precisó al intervenir en el ya habitual panel informativo que transmite el telecentro provincial Crisol de la Nacionalidad Cubana.

De acuerdo con las necesidades y demanda específicas de cada localidad –dijo- continuarán prestando servicios determinados círculos infantiles (CI) y seminternados (SI), sólo para aquellas familias cuyas responsabilidades laborales no les permitan permanecer en casa o acogerse a modalidades de trabajo a distancia.

En Bayamo, municipio que presenta actualmente la situación epidemiológica más compleja, seguirán abiertos los CI Pedro Pompa, Zapaticos de Rosa y Pequeños del Soviet, este último en la comunidad rural de Mabay; así como el SI Carlos Manuel de Céspedes.

Asimismo, en toda la provincia continuarán activos los hogares de niños sin amparo familiar y escuelas de conducta, y se mantendrán las faenas vinculadas a la producción de alimentos en huertos, parcelas y autoconsumos.

La comunicación oficial circulada a la prensa detalla que a los trabajadores del sector se les orienta realizar tareas de autopreparación y cumplir con las guardias obreras dirigidas a garantizar el cuidado y conservación de los recursos.

Indica, además, no permitir el regreso a las aulas de ningún educando o trabajador que esté bajo seguimiento por ser contacto de algún caso positivo a la COVID-19 o presente síntomas de infección respiratoria.

En todo momento, se apela a la responsabilidad y el apoyo de las familias para mantener a sus hijos en casa, y ayudarlos en actividades de estudio individual y seguimiento a teleclases.

Hasta el mediodía de este jueves Granma acumula 373 casos positivos a la COVID-19, de ellos 268 autóctonos, y desde el pasado día 8 implementa nuevas medidas para elevar la exigencia y el control sobre los protocolos higiénico-sanitarios establecidos en la lucha contra la pandemia.

Comparte

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

dieciseis − 4 =