El ensayo clínico de intervención controlada Abdala inició en Granma con la inoculación de la primera dosis del candidato vacunal CIGB-66 contra el coronavirus SARS-COV-2  al personal sanitario  del policlínico Bayamo Oeste, uno de los sitios clínicos seleccionados en el pilotaje inicial.

El Doctor Aníval Ernesto Ramos Socarrás, Jefe del grupo coordinador del estudio en Granma  comentó a la prensa que entre los objetivos está demostrar los efectos directos e indirectos sobre la prevención de la enfermedad sintomática COVID -19 en este grupo profesional altamente expuesto al virus.

En la primera jornada 50 voluntarios deben recibir la primera dosis de los 1008 previstos en esta institución de la salud.

En Bayamo se habilitarán 7 sitios clínicos en la etapa inicial y progresivamente se extenderá al resto de la provincia, donde la cifra estimada  a incluir en estudio de intervención supera los 40 mil sujetos en el sector de la salud pública entre personal médico, paramédicos y de servicios , según precisó la fuente.

El Doctor Vicente Quesada, Dermatólogo con más de 40 años de ejercicio en la profesión tras recibir la primera dosis del inmunógeno agradeció a la ciencia cubana el desarrollo del candidato vacunal que beneficiará no solo al población cubana sino también a otras naciones.

Adis Florencia Vázquez Rodríguez, especialista de recursos humanos del policlínico Bayamo Oeste manifestó confianza en la calidad y seguridad producto desarrollado por el Centro de Ingeniería Genética y Biotecnología de Cuba.

El sábado 27 de marzo, la autoridad regulatoria cubana, el Centro Estatal para el Control de Medicamentos y Dispositivos Médicos (CECMED), aprobó la ejecución del ensayo de intervención con Abdala, para evaluar los efectos directos e indirectos de este candidato vacunal en sectores poblacionales de riesgo de infección, enfermedad y dispersión de la epidemia.

En Cuba se desarrollan en la actualidad estudios de intervención con dos candidatos vacunales de Soberana 02 y el CIGB-66, promovido por Centro de Ingeniería Genética y Biotecnología, dentro del cual fue incluido Bayamo en la fase III den ensayo clínico donde cerca de 6 mil voluntarios forman parte del estudio.

Comparte

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

2 + catorce =