El luchador grecorromano cubano Mijaín López está a punto de convertirse en una leyenda en estos XXXII Juegos Olímpicos que tienen lugar en Tokio, capital de Japón, del 23 de julio al 8 de agosto, con la mirada puesta en un cuarto título en estas lides.

Ganador del oro en las Olimpíadas de Pekín 2008; Londres 2012 y Río de Janeiro 2016, López aspira, con 38 años de edad, a convertirse en tetracampeón de este difícil deporte, el sueño dorado de cualquier atleta bajo la bandera de los cinco aros.

El camino de López ha sido largo y fructífero, con 17 años de experiencia en lides olímpicas, después de debutar en Atenas en 2004, donde alcanzó un quinto lugar, midiéndose a los mejores luchadores del momento con apenas 22 años.

Ahora, a punto de alcanzar un cuarto título olímpico, López está a unos pasos de superar el récord que comparte con el luchador ruso Aleksandr Karelin, campeón en los Juegos Olímpicos de Seúl 1988, Barcelona 1992 y Atlanta 1996.

Comparte

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

4 × cuatro =