La rendición no es una palabra que figure en el vocabulario de Cuba, un país donde la movilización popular sigue al lado de la Revolución, afirmó hoy el periodista francés José Fort.

En un comentario sobre la situación en la isla y el fracaso de la nueva cruzada de Estados Unidos para imponerle un cambio de régimen, tras carecer de éxito alguno los llamados a realizar ayer protestas antigubernamentales, el excorresponsal en La Habana del diario L´Humanité estimó que la jornada demostró la fortaleza de la Revolución y su poder de convocatoria.

“Tanto la historia antigua como la reciente muestran que el baluarte contra el imperialismo depende irremediablemente de la movilización popular y la organización de la respuesta. Numerosos ejemplos en el mundo y en particular en América Latina confirman que frente al imperialismo y la fuerza de su dinero y armas, reconciliarse con el enemigos es rendirse”, expuso.

Fort denunció que los planes desestabilizadores con el apoyo logístico, mediático y financiero desde el exterior fueron orquestados para crear problemas, el mismo día que la mayor de las Antillas reabrió sus fronteras al turismo y completó el regreso a las aulas para la educación presencial.

El presidente estadounidense Joe Biden y los operadores locales y de Miami creyeron que podían generar violencia y discordia en Cuba, aprovechándose de su grave crisis económica, en gran parte consecuencia del bloqueo que le impone Washington, pero fallaron por una gran razón: el pueblo en las calles frustró la provocación, subrayó.

De acuerdo con el cronista francés, en la isla resisten sin dudar, ya que conocen al enemigo principal: el imperialismo yanqui.

Para el periodista, la jornada de ayer dejó una conclusión clara, y es que la fuerza de la Revolución continúa en su capacidad de movilizar a la población.

Comparte

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

dieciocho − diez =