Astrónomos de la Universidad de Montreal, Canadá, lideraron una investigación que encontró evidencia de que dos exoplanetas que orbitan alrededor de una estrella enana roja son “mundos de agua”.

Estos sorprendentes planetas donde el agua constituye una gran fracción de su volumen están ubicados en un sistema planetario a 218 años luz de distancia, en la constelación de Lyra. Kepler-138c y Kepler-138d no se parecen a ningún planeta que se encuentre el sistema solar, comunicaron los científicos.

“Anteriormente, pensábamos que los planetas que son un poco más grandes que la Tierra eran grandes bolas de metal y roca, como versiones ampliadas de la Tierra, y por eso los llamamos supertierras”, explicó el líder de la investigación, Björn Benneke.

“Sin embargo, ahora hemos demostrado que estos dos planetas, Kepler-138c y d, son de naturaleza bastante diferente: una gran fracción de su volumen total probablemente esté compuesta de agua. Es la primera vez que observamos planetas que se pueden identificar con confianza como mundos acuáticos”, agregó Benneke.

El agua no se detectó de forma directa en estos exoplanetas, pero al comparar los tamaños y las masas de los planetas con los modelos, los científicos concluyeron que, por lo menos hasta la mitad, deberían estar formados por un material más liviano que la roca, pero más pesado que el hidrógeno o el helio: el más común de esos materiales es el agua.

Nada parecido en nuestro sistema solar

Con volúmenes más de tres veces superiores al de la Tierra y el doble de masa, Kepler-138c y d tienen densidades mucho más bajas que la Tierra. Esto resulta sorprendente, ya que la mayoría de los planetas apenas un poco más grandes que la Tierra que se han estudiado en detalle hasta la fecha parecían ser mundos rocosos como el nuestro.

“Imagínese versiones más grandes de Europa o Encelado, las lunas ricas en agua que orbitan alrededor de Júpiter y Saturno, pero que se acercan mucho más a su estrella”, comparó la estudiante de doctorado Caroline Piaulet.

La temperatura en las atmósferas de Kepler-138c y Kepler-138d probablemente esté por encima del punto de ebullición del agua, y esperamos una atmósfera espesa y densa hecha de vapor en estos planetas. Solo bajo esa atmósfera de vapor podría haber agua líquida a alta presión, o incluso agua en otra fase que ocurre a altas presiones, llamada fluido supercrítico”, explicó Piaulet.

Otras sorpresas

Los investigadores se sorprendieron también al descubrir que los dos mundos acuáticos son planetas “gemelos” en tamaño y masa, mientras que antes se pensaba que eran drásticamente diferentes. También confirmaron que el planeta más cercano a la estrella, Kepler-138b, tiene la masa de Marte, por lo que es uno de los exoplanetas más pequeños conocidos hasta la fecha.

Asimismo, el equipo de científicos se asombró al descubrir en sus observaciones un cuarto planeta en el sistema, Kepler-138e. De pequeño tamaño, se halla situado más lejos de su estrella que los otros tres, dentro de la zona habitable. El estudio detallado del sistema planetario Kepler-138 se publicó el pasado jueves en Nature Astronomy.

Comparte si te ha gustado