Proyecto Profet, una oportunidad para los jóvenes

Profet es un proyecto educativo que integra la docencia y la producción en la formación de jóvenes pertenecientes a la enseñanza técnica profesional (ETP), el cual forma parte de un programa implementado por las Naciones Unidas, para potenciar las habilidades de los estudiantes como futuros profesionales.
FOTO Rafael Martínez Arias

Por Yaimara Pérez Reyes

En Bayamo, se desarrolla en el centro mixto Carmelo Noa Gil de la comunidad William Soler, y en el politécnico Juan Vitalio Acuña, este último con más experiencia al respecto.

Equipamiento y tecnología

Adel Rosabal Barbán, metodólogo de las ETP en la ciudad monumento nacional, monitorea cada paso del equipo de estudiantes que llevan a cabo la hermosa experiencia iniciada en el 2019.

“Este proyecto incluye el manejo de maquinaria elaboradora de bloques y mosaicos, además de equipos de última generación, como pantallas inteligentes, y otros dispositivos para profundizar en el área teórica y vincular las investigaciones a la práctica”, explica.

Marcos Rafael Carmona Tamayo/ FOTO Rafael Martínez Arias

Marcos Rafael Carmona Tamayo forma parte de la matrícula de Profe, él cursa el segundo año de la carrera de construcción civil, y ya ostenta el tercer premio conferido en la primera feria nacional de habilidades, que tuvo lugar en la provincia de Cienfuegos, con el fin de medir los avances en las nuevas generaciones de esa especialidad.

“Es importante contar con adelantos tecnológicos como los que aquí se ofrecen, el premio es fruto de ese apoyo, y de la integración entre lo académico y el ejercicio práctico. Con esa alternativa ha sido posible alcanzar contenidos atemperados a los tiempos que corren.

Resultados y beneficios

“Con la puesta en marcha del proyecto muchos han sido los beneficios, afirma Rosabal Barbán.

El encadenamiento productivo es una de las oportunidades que ofrece, dando margen a los primeros aportes económicos que ayudan en el mantenimiento y reparación, no solo en este plantel, sino en otros centros docentes de Bayamo.

Dentro de sus principales resultados se halla el uso de parte de los ingresos en la obtención de base material de estudio y en el sustento de las máquinas.

Por su parte, Carmona Tamayo, también se siente realizado profesionalmente cuando palpa las fortalezas en el trabajo grupal: “Me siento orgulloso de pertenecer al equipo de Profe, es satisfactorio lograr con tus propias manos producciones de ese tipo, tengo una alegría tremenda cuando paso por las instalaciones que son amparadas por nosotros, y por si fuera poco, nos nutrimos de lo más actual en los contenidos propios de la especialidad”.

El encadenamiento y sus aportes a la economía

Estelva Tamayo Rosales, directora del centro politécnico, valora de positivo lo relacionado con el encadenamiento, sus experiencias con la empresa no estatal Constago S.R.L, ha facilitado que los escolares ganen en la destreza productiva.

“Ellos se suman de igual modo a la estrategia de desarrollo local del territorio y con su participación ahorran presupuesto en la esfera del mantenimiento”, asegura.

Yurisbel Ramírez Montero, titular de Constago S.R.L, reconoció la importancia de la unión laboral en cuanto a los resultados financieros, desde su perspectiva como egresada de esa institución, afirmó que el vínculo estudio-trabajo es vital en la formación de futuros profesionales.

Alcance y perspectivas

Liuska Suró Áreas, directora de Educación en la capital granmense, asevera que Profe es un proyecto de largo alcance, debido a que ya se certifica en el resto de las escuelas relacionadas con las ETP.

“Es importante destacar que la profundización de conocimientos en áreas de la construcción permite a muchos recién graduados acceder a carreras universitarias afines a ese sector.

En los planes futuros se encuentra la inclusión y aumento de féminas a esta rama, así como de personas con limitaciones físicas que pueden trabajar en ese perfil”.

Profe en la provincia de Granma ha generado múltiples experiencias en todos los ámbitos en los que se ha incursionado.

Sus integrantes muestran un sincero sentido de pertenencia, mientras se trazan metas para continuar perfeccionando el futuro.

Ramírez Montero dice sentirse realizada con los resultados que hoy exhiben: “Fui alumna del centro, y me siento motivada con el apoyo que puedo ofrecer para fortalecer los conocimiento de esas nuevas generaciones que egresan de la carrera de construcción civil.

“La cooperación con ellos vigoriza su formación integral, y eso nos permite a todos crecer como seres humanos, y a mí me aporta muchísimo el intercambio con ellos, de aquí solo tengo buenos recuerdos, el desenvolverme en este ámbito profesional es una oportunidad.

Aportar mi granito de arena, me hace feliz y me compromete en el acompañamiento docente”.

Profe, sin duda, es un proyecto que aporta mucho a todos los involucrados, no solo desde lo académico, sino también en la práctica.

Es indiscutible que los jóvenes saldrán cada vez más preparados integralmente, a tono con los adelantos científicos.

La Demajagua

Comparte si te ha gustado
Scroll to Top